Arte-Cristo

 EL CRISTO DE LOS OJOS GRANDES

cristo ojos pequea-500-200

La pieza artística más importante del monasterio es el Cristo románico de finales del siglo XI. Un crucificado de tamaño natural, solemne, recio, con los ojos abiertos y en disposición frontal, clavado en la cruz y sujeto mediante cuatro clavos, uno en cada mano y dos cruzados en los pies. Su rostro es grave, bien definido, destaca la simetría en los cabellos, la barba y el bigote. No es un Cristo doliente sino un Dios triunfante sobre la muerte, un Cristo ya resucitado. La anatomía esquemática y plana, de brazos rectos y piernas verticales, totalmente frontal.

Diver

cristo1-200-300

sos autores fijaron su cronología en la segunda mitad del siglo XII. Sin embargo,

Cristo en la Cruz

durante el proceso de restauración que en el año 2007 la “Fundación del Patrimonio Histórico de Castilla y León” llevó a cabo, se ha descubierto policromía, tanto en el anverso como en el reverso de la cruz, y la utilización de pigmentos que podrían adelantar al siglo XI su creación.